Abogado de Familia en Valencia, Castellon o Alicante

Un abogado de familia es un letrado especializado en un área muy concreta del derecho referida al núcleo y ámbito familiar y que interviene en todas aquellas crisis matrimoniales graves que desembocan en divorcio.
Igualmente puede aceptar y resolver casos en los que intervengan problemas de paternidad adopciones, temas hereditarios o simple y llanamente, como plantear un testamento.
Desde un punto vista estrictamente matrimonial, ordinariamente su experiencia y conocimientos le dotan de las suficientes herramientas técnicas para poder resolver con eficacia y realismo el problema al que se enfrentan aquellas parejas matrimoniales o no que hayan decidido poner fin a su unión, solucionando todos aquellos problemas concernientes al futuro relacional de la familia y regulando de forma eficaz cual será la situación de futuro.

¿Cómo se puede reaccionar ante un conflicto familiar grave?

La reacción más primaria suele ser la de tratar de ocultar el problema ya que consideramos que la crisis matrimonial siempre es algo íntimo y muy personal que solo confiaremos a nuestro entorno más cercano y con el que exista una relación de alta confianza.

Cuando el conflicto matrimonial alcanza su máxima expresión y se llega a interiorizar como un riesgo altamente peligroso para nuestra integridad y dignidad ya sea emocional o física se decide hacer frente al problema y tomar aquellas acciones que nos permita manejar ese grave problema que nos preocupa.

¿Qué se debe hacer ante una crisis matrimonial grave con amenaza de ruptura?

Lo primero y más esencial será acudir a un abogado de familia en una consulta que nos aclare y nos prepare para todos aquellos pasos que puedan permitir el afrontar el fondo del problema.

¿Para qué sirve un abogado de familia?

Este tipo de profesionales, aplicando los conceptos jurídicos del derecho de familia, tratan de dar soluciones eficaces en todos aquellos procesos desarrollados ante los Tribunales de Familia, como pueden ser las separaciones, divorcios, nulidades matrimoniales, pensiones compensatorias, alimentos de los hijos, tutelas, adopciones, liquidación de la sociedad de gananciales, incapacitaciones, declaración de herederos, o simplemente violencia intrafamiliar ya sea física o con daños morales.

¿Qué podemos esperar del abogado de familia ante un divorcio?

Normalmente los clientes, ante una situación de crisis matrimonial grave suelen encontrarse altamente estresados desde el punto de vista emocional, trasmitiéndole al abogado su historia de conflicto matrimonial y en algunas ocasiones expresando su impotencia para resolver la situación en la que se encuentra inmersos, ya que no conocen cuales son las posibles consecuencias a las que se enfrenta.

Es evidente que el abogado al que consultes deberá practicar una escucha activa de tu problema, aclararte las dudas que se te planteen, establecer cuáles son las metas y objetivos a conseguir y cuál será la estrategia adecuada para tu caso, tratando de conseguir una solución rápida, armónica y equilibrada a los intereses de las partes en conflicto, salvaguardando siempre el interés de los hijos y de las partes enfrentadas en el conflicto.

¿Cómo elegir un buen abogado de familia ?

Encontrar un abogado especializado en derecho de familia que se adapte a tu situación concreta puede requerir de determinado tiempo y esfuerzo en su elección.

Consultar con tu entorno familiar para comprobar que algún pariente o allegado haya pasado por una situación similar y te pueda recomendar algún profesional suele ser la primera posibilidad.

No obstante en la actualidad internet y las diversas redes sociales existentes nos pueden proporcionar información suficiente sobre los diferentes profesionales existentes en el mercado de nuestra ciudad.

Normalmente un abogado especializado en derecho de familia suele estar presente en la red a través de una página web en la que podrás examinar con carácter previo su perfil biográfico, su experiencia profesional en este ámbito, así como encontrar respuesta a las situaciones más frecuentemente planteadas en los artículos y noticias publicadas en su blog profesional.

Una vez que tengas esta primera información se deberá concertar una cita con el profesional escogido, en la que se deberá verificar que el letrado esté especializado en este ámbito del derecho y que su estilo y estrategias profesionales se adapten a nuestro caso, lo cual se podrá conseguir consultando sus años de experiencia y verificando su competencia en la primera consulta en la que deberás formular cuantas dudas y preguntas te asalten.

En esta entrevista inicial podrás valorar sus capacidades y destrezas y solicitar un asesoramiento especializado sobre cuál cree el abogado que va a ser la estrategia a seguir.

Deja un comentario